Uncategorized

Dolar Venezuela | Narcos burlan a “El Guardián” y el próximo gobierno busca nuevo sistema de espionaje

Este contenido es exclusivo para nuestros suscriptores.

“Bajate Signal y búscame por ahí”, le dijo el dealer a un joven en Punta del Este que buscaba “pastis” (éxtasis) para consumir en una fiesta electrónica organizada en uno de los boliches top de ese balneario. La aplicación para celulares de mensajería instantánea ofrece seguridad, ya que su sistema evita interceptaciones y no deja rastros mediante mensajes cifrados

Contenido Exclusivo

La nota a la que intentas acceder es exclusiva para suscriptores Suscribirme Conocé nuestros planes

y disfrutá de El País sin límites.

Ingresar Si ya sos suscriptor podés

ingresar con tu usuario y contraseña.

Este contenido es exclusivo para nuestros suscriptores.

“Bajate Signal y búscame por ahí”, le dijo el dealer a un joven en Punta del Este que buscaba “pastis” (éxtasis) para consumir en una fiesta electrónica organizada en uno de los boliches top de ese balneario. La aplicación para celulares de mensajería instantánea ofrece seguridad, ya que su sistema evita interceptaciones y no deja rastros mediante mensajes cifrados .

Estos sistemas no son captados por “El Guardián” , la tecnología de interceptación de llamadas que compró la administración de Eduardo Bonomi , para investigar diferentes delitos. Por eso, el futuro gobierno que asume el 1° de marzo buscará adquirir nuevo equipamiento para interceptación de llamadas, con el objetivo de investigar las redes de narcotráfico que se aprovechan de las carencias del actual sistema adquirido por la administración del Frente Amplio .

El sistema de espionaje -conocido como “El Guardián” que generó polémica por la forma en que fue adquirido – tiene ciertas limitaciones para el “pinchado” de llamadas que se realizan a través de datos, y no por las llamadas convencionales de telefonía fija o celular.

Por eso el nuevo gobierno que presidirá Luis Lacalle Pou buscará adquirir equipamiento tecnológico más moderno que sirva para interceptar esas llamadas que se realizan utilizando internet . Así lo explicaron tres fuentes del futuro gobierno involucradas en el tema.

“Necesitamos actualizarnos en la materia, porque El Guardián ya va quedando obsoleto “, dijo uno de los tres consultados por El País.

El designado ministro del Interior, Jorge Larrañaga , confirmó que el tema está en la agenda de trabajo de la nueva administración, pero se excusó de dar mayores detalles que puedan ser aprovechados por los delincuentes por la sensibilidad del tema.

El futuro ministro del Interior admitió a El País que en el sistema de intervención de llamadas , actualmente, existen dificultades. Pero remarcó que el plan estratégico del gobierno entrante va más allá de una sola compra puntual, y agregó que esperan reforzar toda el área de investigaciones, así como también el despliegue táctico en el territorio .

“Yo no voy a fragilizar el sistema de información del que se nutre la Policía. No voy a revelar datos de cantidad de cámaras que tenemos y de visualizadores de cámara . Porque entonces le estoy pasando un mensaje a la delincuencia. No lo voy a expresar. Pero necesitamos más cámaras, necesitamos más visualizadores, ya que la ecuación visualizadores-cámaras no es la deseada”, comentó Larrañaga. “Lo hemos apreciado y tenemos que analizar la ampliación en esta materia”, agregó el próximo ministro del Interior del gobierno de la coalición multicolor .

De todas maneras, Larrañaga aclaró que si bien la tarea de investigación y análisis de datos es central para el combate al delito -en especial el llamado de “cuello blanco”- la futura administración del Ministerio del Interior desarrollará una nueva actitud en el despliegue táctico.

Jorge Larrañaga, ministro del Interior designado por el gobierno electo. Foto: Marcelo Bonjour “Hay que acompañar la investigación. No hay que ver el delito por la televisión solamente, sino que esas visualizaciones tienen que servir para la prevención y para la discusión”, dijo Larrañaga.

Según otras dos fuentes consultadas para este artículo, el gobierno entrante de Lacalle Pou buscará desarrollar un nuevo sistema de inteligencia coordinando todas las aéreas posibles.

Eso será comandado desde la Presidencia de la República por Álvaro Garcé , quien fue el asesor personal del presidente electo en la campaña electoral en materia de seguridad .

A su vez se buscará una línea de trabajo permanente con la Fiscalía General de la Nación para optimizar recursos humanos y técnicos.

La nueva administración se encontrará con un obstáculo claro que es el tema presupuestal . De todos modos el presidente electo confía en optimizar los dineros de las dependencias involucradas en el combate a la delincuencia para ahorrar y lograr nuevas adquisiciones.

Es por eso que parte del nuevo equipamiento apuntará a mejorar el sistema de escáner , herramientas centrales para el combate al narcotráfico .

“No podemos estar en la prehistoria en materia de investigación del narcotráfico. Necesitamos escáneres para detectar en ómnibus y camiones la presencia de droga . No pueden pasar por el puerto y el aeropuerto cinco mil y pico de quilos (de cocaína” que terminaron en Europa. ¡No es posible!”, dijo.

El futuro Ministerio del Interior buscará tener el equipamiento necesario para estar a la altura del combate frontal a las bandas narcos que en el último tiempo se han reforzado, sostienen las autoridades entrantes.

El armamento de los narcos El que manda es el Estado y la nueva administración hará fuerte hincapié en no ceder autoridad. Por eso el gobierno electo planea adquirir nuevas armas para combatir a los grupos narcotraficantes que están poderosamente equipados. Pero no solo a nivel policial se van a adquirir equipos. El Ministerio de Defensa pretende actualizar sus equipos de patrullaje marítimo así como los aéreos. Ambas fuerzas están al límite de su capacidad de trabajo para cumplir con las misiones. Si bien el ministro designado, Javier García , adelantó que se trata de gastos importantes los calificó de altamente necesarios para la defensa de los recursos del país.